Search

Los sitios más extremos en la Tierra

Lo sitios más extremos en la Tierra
Fausto Broca

Fausto Broca

Lugares increíbles

Estás a punto de emprender un recorrido —uno muy seguro, en tu pantalla y usando tu imaginación— por siete de los sitios más extremosos del planeta, ya sea por características naturales extraordinarias o por sus intensas condiciones meteorológicas. Eso sí: visitar en la vida real cada uno de estos lugares sería, ciertamente, una experiencia memorable. Comencemos…

El más caliente

El Valle de la Muerte, en California (EUA) es el lugar más caluroso de la Tierra, pues ahí se registró una temperatura de 56.7°C, la más alta desde que existen termómetros y registros. Este árido valle se distingue por montañas escarpadas que se elevan a hasta casi cuatro mil metros, profundos y sinuosos cañones esculpidos por el agua, cráteres volcánicos extintos, ondulantes dunas de arena y oasis a la sombra de las palmeras, por lo que sin duda las vistas panorámicas son sorprendentes. Si algún día decides visitar este abrasador sitio, hazlo acompañado de guías expertos y lleva provisiones suficientes, ya que por algo se le llama “Valle de la Muerte”.

El Valle de la Muerte, en California (EUA)

El más frío

La base Vostok,​ en la Antártida, es una estación de investigación rusa situada cerca del polo geomagnético sur. De acuerdo con la Organización Meteorológica Mundial (OMM), ahí se alcanzó la temperatura más baja que se haya registrado en la Tierra: unos gélidos –89.2 °C. La Antártida, el lugar más frío y seco del planeta, es una tierra de extremos, y el clima es tan inhóspito en esta estación que sólo expertos, exploradores y especialistas pueden acceder a ella en embarcaciones reforzadas que las protegen del hielo.

La base Vostok, en la Antártida

El más seco

Sorprendentemente, el lugar más seco del planeta no es el desierto del Sahara, sino la Antártida, concretamente los Valles Secos de McMurdo, que se hallan a poco más de 4 mil metros sobre el nivel del mar. En este territorio de casi 5 mil kilómetros cuadrados, con extraños paisajes desprovistos de nieve y hielo, no ha caído una sola gota de lluvia desde hace dos millones de años por efecto de los vientos catabáticos, los cuales pueden alcanzar velocidades superiores a los 300 kilómetros por hora, causando a su paso la evaporación de todo tipo de humedad, agua, hielo y nieve.

Valles Secos de McMurdo, Antártida

El más húmedo

El pueblo de Mawsynram, situado en las montañas Khasi, a una altitud de 1430 metros en la porción oriental de la India, se ostenta como el lugar más húmedo del mundo, pues cada año caen 11 mil 872 litros de agua por metro cuadrado en promedio: casi diez veces la precipitación de Tabasco, el estado más lluvioso de México. Cuando los vientos húmedos del monzón procedentes del golfo de Bengala topan con las montañas que rodean el pueblo, la lluvia cae como cascada y de forma tan ensordecedora que las escuelas cierran y los lugareños ponen hierba en los tejados para amortiguar el sonido.

El pueblo de Mawsynram, en las montañas Khasi

El más alto

Este dato es muy conocido, pero vale la pena su mención: el Monte Everest, situado en la cordillera del Himalaya, en la frontera de China y Nepal, tiene una altura de 8 mil 848 metros sobre el nivel del mar y es la mayor elevación del mundo. En su cima, la presión atmosférica y la cantidad de oxígeno en el aire equivalen a aproximadamente un tercio de las condiciones a nivel del mar; por eso, a partir de los 8 mil metros de altura, comienza la “zona de la muerte” donde cientos de montañistas inexpertos han perdido la vida y quedan permanentemente congelados en el camino de ascenso.

Monte Everest, en la cordillera del Himalaya

El más bajo

Más allá de la ciudad bíblica de Jericó, que tiene 10 mil años de antigüedad, se encuentra el punto terrestre más bajo de la Tierra: el legendario Mar Muerto, a más de 400 metros bajo el nivel del mar en la frontera de Israel, Jordania y Palestina. Pero en realidad no es un mar, sino un lago que no alberga ningún tipo de vida, pues más de un tercio de su contenido es sal; esto se debe a que está ubicado en una cuenca hidrográfica endorréica, por lo que no tiene salidas  de agua y los minerales que se precipitan permanecen ahí para siempre. Por esa razón es imposible hundirte o ahogarte en él, ya que su densidad es mayor que la del cuerpo humano e irremediablemente flotas en la superficie.

Mar Muerto, en la frontera de Israel, Jordania y Palestina

La mayor selva tropical

Hablamos de la Amazonia, que tiene una superficie de 1,400 millones de acres —equivalentes a 5.6 millones de kilómetros cuadrados— y se extiende por gran parte del noroeste de Brasil, así como por Bolivia, Colombia, Ecuador, Guyana, Perú, Venezuela, Surinam y la Guayana Francesa, lo que la convierte en el mayor bosque tropical del mundo. Originada por el caudal del río Amazonas, en ella vive el diez por ciento de las especies conocidas en la Tierra y, por el enorme número de árboles y plantas que llevan a cabo la fotosíntesis, ayuda a absorber carbono de la atmósfera y a estabilizar el clima. Así, todos los habitantes del planeta dependemos de esta enorme selva que es considerada “el pulmón del mundo”.

La Amazonia, que se extiende por 9 países de Sudamérica

Si pudieras visitar, sin correr riesgo alguno, un sólo lugar extremo de la Tierra, ¿cuál escogerías?

Cierre artículo

Recibe noticias de este blog